TOLERANCIA A LA FRUSTRACIÓN Y ÉXITO

¿Alguna vez te has parado a pensar qué es lo que hace exitosa a una persona? Seguro que todos recordamos a aquel niño que era un fracasado en la clase y que pasados los años te lo encuentras y es un gran reconocido en su profesión. Nadie daba un duro por él y ahora es todo un ejemplo ¿Cómo lo hizo? ¿Suerte, enchufe o quizás persistencia?

Llegar a nuestros objetivos no es algo que podamos considerar fácil, llevadero o agradable, no en todas las ocasiones. El que quiere llegar lejos en la medicina, tendrá que pasarse horas estudiando, ¿le gusta lo que estudia? Seguramente sí, por eso quiere dedicarse a ello, ¿le resultará agradable estar encerrado horas leyendo en vez de estar con sus amigos? No creo que sea lo que en ese momento le hace más feliz. ¿Y por qué lo hace?

A DÓNDE QUIERO LLEGAR

Pasadas las vacaciones debemos retomar el ritmo, empezamos nuevo curso y es un buen momento para apuntarse al gimnasio y comenzar a marcarse nuevos objetivos y metas que, no nos engañemos, pocos acaban por conseguir. ¿Por qué?

Alcanzar lo que deseamos no se trata de un camino corto, implicará esfuerzo, cansancio, quizás ganas de abandonar, pero todos sabemos que eso es algo inherente con lo que hay que saber tratar. Durante el proceso es muy probable que nos surjan trabas, problemas, lo que metafóricamente llamamos “piedras en el camino” que no nos pondrán las cosas fáciles, pero solo aquellos que sean capaces de resistir esas adversidades serán los que consigan llegar más lejos.

APRENDER A TOLERAR LA FRUSTRACIÓN

Entendemos por frustración el sentimiento que nos aparece cuando no logramos lo que queremos o no de la manera que desearíamos. Esto puede manifestarse con sentimientos muy diversos: rabia, tristeza, llanto, miedo…

Personas que se apuntan al gimnasio pretendiendo conseguir el cuerpo que desean en un tiempo muy limitado, sin esforzarse demasiado y permitiéndose caprichos de manera constante, ¿conseguirán rápidamente lo que quieren o quizás la frustración de no ver resultados les hace abandonar? Seamos realistas, lo que merece la pena alcanzar implica un esfuerzo diario, constancia, dedicación y empeño. Así llegaremos al éxito.

VAMOS A BUSCAR NUESTRO ÉXITO

Primero de todo debes tener muy claro que significa para ti conseguir el éxito, qué es ese “éxito”. Quizás perder los kilos que te sobran, conseguir hacer una maratón, llevar el estilo de vida que te gustaría, triunfar en un deporte… Define bien lo que deseas.

De ahí trata de marcar las directrices para llegar hacia esa meta final, con un tiempo de por medio y sin prisa pero sin desviaciones. Si escoges el camino correcto, sentirás que lo estás haciendo bien y que poco a poco irás viendo esos cambios que estabas buscando pero recuerda que lo que rápido se consigue rápido de va, así que trata de ser muy consciente de cada paso que das y que sea el acertado.

Habrá días que no estés motivado a ello, que te falte la energía y pienses en abandonar, pero busca esas razones que te hicieron empezar y persiste. Si encuentras dificultades que te impiden hacer lo que quieres, no desistas, busca otra alternativa para conseguir ese mini-objetivo diario y la motivación de haberlo logrado pese a las adversidades será pieza clave en tu persistencia.

Por otro lado, la rigidez y la obsesión también nos pueden hacer fallar, debes conocerte, entender a tu cuerpo y saber cuándo es el momento de sacar fuerzas e ir a por todas y cuando debes descansar. Quiérete, respétate y busca el equilibrio entre tu felicidad y tu salud.

Así que no te rindas y ten presente como decía Michael Jordan: “He fallado una y otra vez en mi vida, por eso he conseguido el éxito”.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *