Conoce los beneficios de beber agua con el estómago vacío

Diversos estudios científicos han comprobado que existen ventajas para la salud derivadas del hecho de beber agua en ayunas. Esta costumbre es muy usual en Japón, donde las personas suelen ingerir agua al despertarse por las mañanas.

En el mencionado país oriental muchas personas siguen la terapia del agua, aprobada por la asociación médica local. Este régimen se extiende a lo largo del día y se basa en las bondades del vital elemento, aunque no es respaldado en forma unánime por la comunidad médica mundial.

Dejando de lado esta controversia, en lo que sí hay un consenso absoluto es en la importancia del agua para la salud. Tomando en cuenta que la mayor parte de nuestro organismo se compone de este líquido, es fácil deducir lo indispensable que resulta para su correcto funcionamiento.

Existen beneficios que son totalmente constatables en relación a la ingesta de agua antes de consumir cualquier otro alimento.

  • Eliminación de desechos y toxinas: Con el estómago vacío el agua hará mejor su trabajo purificador del organismo.
  • Hidratación de órganos internos: Una suficiente hidratación al inicio de la jornada favorecerá el correcto funcionamiento de partes muy vitales del organismo.
  • Mejora el metabolismo: Según algunos estudios, el trabajo metabólico aumenta hasta en un 24% al beber dos vasos de agua fresca por la mañana. Además, los nutrientes que necesita el cuerpo se absorben con más facilidad.
  • Mejora las funciones del sistema linfático: El agua favorece las funciones de las glándulas linfáticas, evita la retención de líquidos y aumenta la resistencia contra infecciones.
  • Oxigenación: El consumo de agua en ayunas favorece además la absorción de oxígeno por parte de las células.

Es importante destacar que el agua destinada a beber debe ser de buena calidad, con condiciones adecuadas de potabilidad y sin aditivos químicos. Además, es imprescindible seguir nutriendo al organismo con agua a lo largo de todo el día, ya que éste necesita alrededor de dos litros diarios para cumplir plenamente sus funciones. Obviamente nuestro aporte de líquido también proviene de alimentos que lo contienen, como las frutas.

Recuerda que el agua es el alimento más básico para preservar la salud de tu cuerpo. Intenta beberla con el estómago vacío y comprueba todos los beneficios que puede ofrecerte.

¡Cuídate!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *