¿Cómo puedes cuidar tu columna vertebral?

Casi todos son conscientes de la importancia de la columna vertebral. Se trata de una parte fundamental de nuestro cuerpo y su buen estado nos permite mantener nuestro rendimiento físico. Pero, ¿de qué forma podemos cuidarla? Te damos algunos consejos para preservar su salud y prevenir lesiones importantes.

Las afecciones de la columna vertebral son bastante comunes y se caracterizan por dolores ocasionados por sobrecargas funcionales o alteraciones estructurales. Los deportistas suelen tener mayor riesgo de desarrollar alteraciones de este tipo debido a los esfuerzos continuados, sobre todo en actividades físicas de alto impacto. En las disciplinas atléticas, por ejemplo, son muy comunes los dolores en la parte baja de la espalda.

Prevención de lesiones

Una de las primeras medidas para prevenir lesiones en la columna es utilizar los equipos adecuados para cada deporte. Es importante que te informes con especialistas o entrenadores de las condiciones que deben cumplir los elementos que se utilizan en la disciplina que sueles practicar.

La deshidratación propicia las lesiones en general y también en la columna, por lo cual es de suma importancia que bebas cantidades de líquido adecuadas, antes, durante y después de la actividad física. Además, la vestimenta debe permitirte una correcta evaporación de la sudoración.

Los deportes que exigen movimientos repetitivos pueden propiciar la aparición de trastornos óseos o musculares, por lo cual es aconsejable determinar períodos de descanso adecuados. Además, la incorrecta aplicación de las técnicas deportivas también puede ser perjudicial, por lo cual es indispensable que cuentes con el apoyo de entrenadores y especialistas.

Los entrenamientos deberían incluir ejercicios no directamente relacionados con el deporte que realizas, los cuales permitirán un equilibrio en las exigencias de las distintas zonas de tu cuerpo. Una vez más será fundamental el asesoramiento profesional correspondiente.

Por otra parte, los ejercicios de calentamiento y estiramiento deben estar siempre presentes en la actividad.

Estilo de vida

El estilo de vida incide directamente en la salud de la columna como en la de todo el organismo. La adopción de posturas correctas en el trabajo (sobre todo si es sedentario), así como mantener una dieta baja en grasas y abundante en frutas y verduras son hábitos muy útiles en este sentido. Busca información cualificada sobre estos temas e intenta incorporar estas medidas a tu vida diaria.

Obviamente el tabaco y el exceso de alcohol son totalmente contraproducentes para la salud en general y también para la columna, pues influyen negativamente en el metabolismo óseo y aumentan el riesgo de fracturas.

Por último, si experimentas algún dolor frecuente o inusual en tu columna debes buscar de inmediato asesoramiento médico.

La columna es una parte fundamental del cuerpo humano, pues es la que nos mantiene en pie. Una actitud inteligente es cuidarla como es debido.

¡Respira Salud!

About the author

Entrena Tu Energía es el blog del Grupo Duet, de los centros Duet Sports y Duet Fit

Unirse a la discusión