Como prevenir y tratar los desagradables calambres musculares

Los calambres o “rampas” son contracciones involuntarias y espasmódicas de los músculos que suelen aparecer durante o inmediatamente después del ejercicio y que normalmente desaparecen por si solas después de unos segundos hasta unos pocos minutos.

Normalmente cuando hacemos ejercicio se pierden abundantes líquidos y minerales con la sudoración razón por la cual durante mucho tiempo se les han atribuido a un estado de deshidratación o a un déficit de minerales en especial al sodio, magnesio y potasio ya que estos últimos participan en la contracción y relajación muscular.

Otra de las posibles causas que actualmente está adquiriendo más relevancia es la fatiga o el agotamiento lo cual haría que el sistema nervioso, encargado de las contracciones musculares, no tenga la capacidad de frenar la aparición de estos espasmos involuntarios.

Actualmente no está totalmente clara la causa primordial de su aparición aunque cada posible causa ha demostrado su relevancia, es por esto que las recomendaciones para prevenir la aparición de las rampas pasan por tener en cuenta todos los factores que pueden influir.

Consejos para la prevención:

  • Mantener un buen nivel de hidratación antes, durante y después del ejercicio primordialmente con agua mineral y ocasionalmente con una bebida rica en electrolitos si se es propenso a las rampas. Hay que tener especial cuidado cuando se trata de una competición o cuando las condiciones ambientales aumentan la sudoración.
  • En cuanto a los minerales es importante consumir variedad de verduras, hortalizas, frutas, frutos secos y legumbres aunque esto debe ser una constante no vale con hacerlo los últimos días antes de una competición ya que los niveles de minerales se asientan a lo largo del tiempo.
  • Para que la fatiga no favorezca las rampas es importante una correcta planificación del entrenamiento evitando subidas bruscas de la intensidad del esfuerzo no solo durante una competición si no durante toda la temporada de entrenamiento. Un consejo importante para las competiciones es ser coherente con la intensidad de trabajo conseguido durante los entrenamientos.
  • Es importante mantener un buen nivel de flexibilidad y movilidad para lo cual se recomienda seguir un programa de estiramientos preferiblemente fuera de los entrenamientos, otro motivo más para asistir a las clases de estiramientos y yoga de tu Duet.
  • Si se es propenso a las rampas o notas un aumento de ellas últimamente deberías visitar a tu fisioterapeuta de confianza.

¿Qué hacer cuando aparece el calambre?

  1. Lo primero es masajear suavemente frotando y apretando el músculo en cuestión hasta que baje un poco el dolor.
  2. Cuando el dolor lo permita hacer un estiramiento para el músculo afectado hasta que este se relaje.
  3. Aunque haya pasado el calambre es importante descansar, hidratarse bien y continuar haciendo estiramientos suaves a lo largo del día.

Ya tienes los consejos necesarios para que las rampas no bajen tu ritmo de entrenamiento y así puedas estar en forma y sin lesiones!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *