Actividades extraescolares para nuestros hijos

Iniciamos un nuevo curso escolar y con ello las actividades extraescolares, donde nuestros hijos a través del deporte y el juego pueden desarrollar otro tipo de destrezas diferentes a las del colegio.

Realizar cualquier tipo de actividad extraescolar es muy positivo en su desarrollo, pues aumenta su autonomía, trabajan en un lugar con gente nueva realzando las relaciones sociales, crece su autoestima por los logros conseguidos…

Por ello la gran duda siempre es:

Que actividad debemos elegir para nuestros hijos?

Elegimos nosotros o decisión del niño?

Deportiva, recreativa, académica?.

Como padres conocemos realmente cual es el contenido y los objetivos de dicha actividad?

Es muy importante que los padres sepan con claridad porque están apuntando a los niños a una actividad, si es necesaria, si al niño le gusta o es simplemente para ocupar el tiempo libre.

Las actividades extraescolares no deben de considerarse nunca como una obligación, los niños han de tener tiempo libre para jugar, descansar, ir al parque y poder decidir libremente si quieren o no y que actividad quieren realizar, (relacionadas con el ámbito deportivo, bailes, idiomas…) ya que es su tiempo libre. Han de acudir de forma voluntaria y con ilusión, Cualquiera de ellas será buena pero la elección debe ser consensuada por ambas partes.

Muchas veces nos encontramos que en el momento de esta elección desconocemos que van a realizar nuestros hijos en esas actividades, de que contenidos constan y que objetivos tienen, para ello es muy importante una comunicación directa con el centro o con el monitor de dichas actividades ya que sabrán informarnos sobre lo que van a trabajar en la misma.

 De forma muy genérica podemos comentar que las actividades deportivas, ayudan a mejorar la coordinación y la psicomotricidad.

Inculcan el gusto por un estilo de vida saludable, desarrollan sentimientos de superación. Los deportes individuales ayudan en el autocontrol a los niños más activos, mientras que los colectivos benefician la sociabilización a los niños más tímidos…

Por otra parte las actividades recreativas como el teatro, la música, el baile favorecen la expresión de los sentimientos, potencian la psicomotricidad fina, contribuyen el desarrollo de la creatividad y la imaginación, mientras que los académicos refuerzan lo aprendido en clase, y apoyan a los chicos con problemas de aprendizaje.

Debemos recordad siempre que los niños, niños son, y por ello no han de dejar de disfrutar en cada momento del día, ya sea jugando al futbol, estudiando inglés o jugando en el parque.

¡Entrena y diviértete!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *