Elige tu triatlón a medida · PARTE 2

Si te gustó la primera parte de Elige tu triatlón a medida no puedes perderte esta segunda parte: donde te explicamos las características de cada distancia y te damos algunos consejos finales para que, si todavía no te has decidido a inscribirte en un triatlón, acabes de tomar la decisión final!

Tiempo de entrenamiento en función de la distancia de triatlón que elijas

Como apunte inicial, puntualizar que los tiempos medios comentados en este artículo están en base a pruebas sin desniveles significativos y con bici de carretera, además son medias generales, no tiempos mínimos ni máximos a plantearse. Además habrá que adaptar las condiciones personales de cada uno, edad, sexo, tiempo previo de entreno…

Distancia sprint: el tiempo medio habitual para hacer un triatlón sprint es sobre la 1h30’-2h, así puedes calcular que necesitarás entrenarte de unas 4 a 6 veces semanales, de hasta 2h de duración los entrenos más largos.

Distancia olímpica: el tiempo medio habitual es de 2h45’ a 3h30’, por ello calcula que necesitarás entrenar al menos 4-6 veces semanales, con algunos entrenos que ronden las 2-3h de ejercicio continuo.

Distancia Half: en esta distancia el tiempo habitual medio es de 5-7h, por ello deberás entrenar algunos días entrenamientos de unas 4-6h, además de 6-8 sesiones de entrenamiento semanal.

Distancia Ironman: en este tipo de prueba el tiempo medio habitual de un aficionado no profesional está entre las 11 y las 14h, por ello deberás reservar días largos de entreno (en especial de bicicleta) de 5 o 6horas, entrenos de natación de al menos 1h30min, y entrenos de correr de más de 2h. Probablemente fines de semana, o días libres, que puedas dedicar gran parte de tu jornada a estos entrenos al menos durante los 3 meses previos a la prueba.

Otro de los aspectos a tener en cuenta es la adaptación. Si no eres un practicante muy constante en estas disciplinas es mejor que planifiques con más tiempo en la medida que la prueba sea la más larga, en especial distancias Half i IM, recomendable planificar la prueba con al menos 6 meses de antelación.

Apunta estos consejos finales

A la vista de las exigencias de cada distancia aquí tienes unos consejos finales:

Inscríbete en aquella distancia en la que creas que tendrás el tiempo y la energía para entrenar según tus posibilidades. Por ejemplo piensa si te sentirás más orgulloso si haces un triatlón olímpico en un tiempo récord (según tus expectativas y posibilidades), que un half en el que sólo vas a acabar, puede que disfrutes más y acabes con mejores sensaciones para buscar otros retos a posteriori, además evitarás dolores de cabeza y estrés en algo que no deja de ser una afición.

Y fundamental también, inscríbete en aquella prueba que realmente te haga mucha ilusión, tanta como para que valga la pena el esfuerzo y los recursos que destinarás. ¡Y así saldrás a cuchillo el día de la prueba!

Una puntualización final: como en todos los aspectos de la vida, cada persona es un mundo. Aquí sólo hemos presentado unas pautas, es probable que te puedan servir como orientación, sobre todo si tu idea de éxito es el cumplimiento de tus metas, y si éstas van en función de ‘tus’ expectativas. Los aficionados a este deporte tenéis que tener en cuenta que no somos profesionales, podemos (más bien deberíamos) dedicar una parte importante de todo ello a disfrutar, y sobre todo… ¡No olvides que el rival a batir eres tú mismo!

Recuerda que si planificas bien tus cargas, tendrás muchas oportunidades para alcanzar el próximo reto, y ¡muchos más en el futuro!

¿Has participado últimamente en algún triatlón? ¡Cuéntanos como decidiste en qué tipo de triatlón participar!

¡Respira Salud!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *